ACOMPAÑAMIENTO INDIVIDUAL A MIGRANTES​

La migración y todo lo que ella implica se inserta en cada uno de los espacios de la vida social. Por ello consideramos tan relevante darle centralidad a la investigación, a la reflexión y al análisis de un fenómeno psico-socio-cultural y económico tan importante. Al respecto, nuestra labor investigativa se centra en prácticas reparadoras. La comprensión del “gran relato migrante” es tarea urgente. Hace más de treinta años la iniciamos. Esos años nos han permitido tener una visión global del universo migratorio. Para el trabajo con las Almas Migrantes abordamos el asunto desde la perspectiva personal, la grupal  y la asociativa.

Junto a Verónica Díaz Costanti, damos apertura a este espacio concebido como “lugar de migrantes” y de aquellos y aquellas que sin serlo , también forman parte de estos mundos. Un espacio donde podamos  encontrar respuestas sobre algunos de los procesos que marcan nuestra andanza.

De la mano de Verónica nace un mundo de imágenes plasmadas en su poética visual y cautivadora, que evoca rincones y recovecos donde se anidan las Almas Migrantes. A su labor artística se suman múltiples reflexiones en torno a los procesos vivenciados por mujeres que han experimentado la violencia patriarcal en sus diversas manifestaciones.

Juntas hemos profundizado en las implicaciones que esta violencia tiene cuando se trata de mujeres migrantes. De allí nace el Taller: Mujeres Migrantes y Violencia Patriarcal, donde ambas intentamos construir lugares de apoyo dirigidos a mujeres que viven la migración en condición de vulnerabilidad y la violència machista, que es como  hemos referido en otras oportunidades, una dupla explosiva.

ACOMPAÑAMIENTO INDIVIDUAL A MIGRANTES

Dra. Elizabeth Zamora Cardozo.

Mi intención al abrir este espacio de encuentro es crear un lugar de contención y acompañamiento dirigido a las Almas Migrantes. Mi experiencia en el estudio de la sociología cotidiana, la sociología de las emociones, la antropología simbólica, la psicología analítica junguiana, la terapia narrativa, y sobre todo mi condición migrante, me ha permitido navegar entre distintas aguas. Ríos. Mares. Y montañas. Todo esto me ha proporcionado pistas para mirar de manera profunda quehaceres externos e internos, que forman parte de algunas de las situaciones con las que, nosotros los migrantes independientemente de nuestras diferencias, vivenciamos.  

Descifrar ese hilo conductor es fundamental en la búsqueda de procesos sanadores, que nos permitan comprender que somos parte de un mundo migrante. Estar conscientes de lo propio. De lo externo. De nuestro ser en el mundo.

Mi incursión desde 1988 en las historias de vida como forma de deletrear y percibir huellas de múltiples caminantes, hizo que desde muy joven comprendiera el significado de la narración en procesos sanadores. Las historias que la gente narra, los cuentos, los mitos, y todo aquello que nos brinde llaves para abrir portales, son para mí el axis mundi.  La posibilidad de mirar hacia dentro nos invita a conectar con la palabra. Para los guaraní palabra y alma significan lo mismo. La palabra es sagrada. A través de ella damos forma al recuerdo que viene muchas veces oculto en herméticos cofres dorados…pero viene.

Para este recorrido LA TERAPIA NARRATIVA es esencial. Trataremos de entender el proceso donde tú, Alma Migrante, te encuentras.  A la vez, tenemos claro que si hay razones para entender “lo migrante”, también las hay para DES-MIGRARSE. Esto significa que si nos quedamos mirando el mundo sólo con anteojos de “fuereño” no podremos conocer lo que fluye frente a nosotros. Frente a nosotras. ¿Te das cuenta entonces el reto que significa intentar descifrar tu propia huella como persona y como migrante?

Hace muchos años que perdí la cuenta de las historias de migrantes que he recogido personalmente. Las que he leído. Las que he escuchado. A todo esto, se suma mi propia historia. Ella es mi compañera. La macero y alimento a diario. Está impregnada de luminosos jardines y de lugares menos claros.

¿Y Cómo trazar ese camino? ¿De qué manera podemos leer nuestras huellas? Hay múltiples formas de llegar al lugar que buscas. Lo importante es empezar a caminar. Mi intención no es presentar fórmulas para ser feliz. He aprendido que en  las cosas del alma la magia como tal no existe. Lo que sí existe es un saber interno, que producto de un arduo trabajo puede aparecer de forma reveladora.

Para abordar nuestro presente, nuestra realidad migrante, tenemos que visitar de nuevo los caminos que el alma gestó, construyó y dinamizó antes de levantar las alas y arribar a otro país. El viaje que haremos se mueve desde un enfoque reparador entre distintos tiempos.

Te invito a desandar tu propia ruta. Te invito a emprender un viaje donde ciertamente   encontrarás   obstáculos que enfrentar, pero que también, te lo aseguro, está plegado de tesoros. De Magos y de Magas…de todo eso que llevas dentro y tienes la oportunidad de re-descubrir.